11 de diciembre de 2012

Turbera de Saldropo, su registro palinológico y el haya

En las páginas 169-172 del libro "Paleoflora y paleovegetación de la Península Ibérica e Islas Balaeares" (130 MB) o solo del capítulo dedicado al País Vasco, publicado en 2012, se resumen los resultados de dos estudios palinológicos de la turbera de Saldropo, municipio de Zeanuri (Bizkaia). Mientras existía, se tomaron muestras de turba que analizaron en sendos estudios Mercedes García-Antón y María Cristina Peñalba Garmendia. En las turberas, debido a la acidez y la falta de oxígeno, se conserva en buen estado el polen producido por las plantas del entorno, en capas sucesivas que siguen, como es lógico, el orden cronológico, siendo más antiguas las profundas y más recientes las superficiales.
Gracias al estudio del polen conservado en la turbera de Saldropo y la datación mediante C14 se conoce qué especies de la flora y en qué abundancia vivían en el Macizo del Gorbeia desde hace 6.420 años. Para el primer estudio, de Mercedes García-Antón, publicado en 1989 en el artículo "Análisis geomorfológico y palinológico de la turbera de Saldropo (Barazar. Zeanuri/Bizkaia)" en el número 12 de la revista Lurralde, se tomaron muestras de 260 cm de profundidad directamente sobre el corte durante la explotación de la turbera. En el estudio de María Cristina Peñalba Garmendia, publicado en 1994, se tomaron muestras de 350 cm de profundidad.
El análisis del polen depositado en la desaparecida turbera de Saldropo ha permitido conocer que el haya (Fagus sylvatica) estaba ausente hace 6.420 años en el Macizo del Gorbeia. Apareció hace 5.170 años, pero su expansión se produjo desde hace 3.900 años y se volvió la vegetación dominante hace 2.540 años y así permaneció hasta hace 850 años, cuando comenzó su declive por la deforestación provocada por el ser humano para generar pastizales para el ganado. Tomé estas fotografías el 9 de diciembre de 2012 en el Humedal de Saldropo, municipio de Zeanuri (Bizkaia).
En esta fotografía se muestran en color rojo las 5,6 hectáreas del Humedal de Saldropo, donde se encontraba la turbera de Saldropo, explotada hasta su total agotamiento.

No hay comentarios: